11 ene. 2012

BIBLIOTECA DE GUADALUPE: TRABAJO SOBRESALIENTE

 La primera de esas vivencias gratificantes fue encontrar una biblioteca llena de gente, precisamente en esta época del año, cuando las bibliotecas experimentan una disminución en la cantidad de usuarios que las visitan. En este caso la Biblioteca estaba llena de público, no quedaba un solo lugar libre en el laboratorio de computación, en la sala de lectura vi varias personas adultas disfrutando la época de verano, leyendo una buena obra literaria.
Durante mi breve estancia en ese lugar  tuve la oportunidad de conocer el paquete de cursos gratuitos que ofrece ese centro de información; por ejemplo cursos para alumnos de educación primaria y secundaria que van atrasados en alguna materia, también cursos de belleza, computación básica, talleres para padres de familia, Internet, bisutería, etc.
Aunque pocas bibliotecas públicas ofrecen préstamo de libros a domicilio, ésta es de esas bibliotecas excepcionales, ofreciendo a los usuarios la oportunidad de leer obras de la biblioteca en su propia casa; sin duda un servicio que es altamente valorado por la comunidad.
La persona encargada de la recepción tenía muchas personas para atender, no obstante fui muy bien atendido, desde la conserje hasta la Jefe, señal del calor humano contagiante que se ofrece por parte de este equipo de personas que se caracterizan por su visión de servicio al cliente.
 La visita me sirvió también para conocer anécdotas muy interesantes y dignas de publicarse, entre otras que algunos padres de familia han detectado enfermedades serias en sus hijos luego que éstos han asistido a un taller ofrecido por la Biblioteca, por ejemplo sordera o autismo; una señora que descubrió durante un curso de Internet, mientras hacía una práctica en el sitio Web del Registro Público, que poseía una propiedad en Orotina, de la cual no sabía antes; un jóven que luego de llevar un curso de bisutería descubrió sus habilidades y hoy es un exportador de sus productos. Una usuaria que después de un taller de belleza descubrió que ahí estaba su medio de ganarse la vida, Hoy es una empresaria exitosa en ese mercado.

La Máster Lilliam Villalobos, Jefe de esa Biblioteca, inició su vida profesional en la Biblioteca Nacional de Costa Rica, posteriormente se trasladó a los Estados Unidos de América, circunstancia que le permitió enriquecer su expereincia y la oportunidad de trabajar en una biblioteca pública de ese país.  Cuando regresó nuevamente a Costa Rica, fue contratada por la Dirección General de Bibliotecas Públicas; específicamante en la Biblioteca Pública de Tibás, período durante el cual la Municipalidad de Tibás estuvo muy comprometida con la Biblioteca. Después estuvo como Coordinadora de Bibliotecas Públicas de la parte de Cartago, Limón, Golfito y San José. Actualmente en la BP de Goicoechea.
Felicitaciones a Lilliam y al equipo de personas que laboran con ella, a la Municipalidad de Guadalupe por el apoyo que brinda a dicha biblioteca, al Club de Leones de la localidad por el aporte del terreno y planos del edificio que hoy alberga a esta casa de lectura y desde luego al SINABI por ser ésta una de las bibliotecas que conforman dicho Sistema.

No hay comentarios:

Directorio Blogger